CIRUGÍA INTERIOR

La escarcha de los recuerdos. Casi con bisturí en mano vamos diseccionando las emociones. Qué permanece intacto y qué se ha podrido y corroe la felicidad. En el desván de las huellas emocionales, enredándonos en la basura, para vaciar la mochila que llevamos a cuestas y permitir al aliento un poco más de margen. Tras el esfuerzo, desaliñados pero contentos, emprendemos de nuevo el camino con esa sonrisa satisfecha en el rostro.

IMMA-(en el tren de Madrid.Barcelona-2enero2009)

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Fragmentos. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s